Grecia supera la prueba de la quita

Grecia ha superado las expectativas y los temores despertados en los mercados en los últimos días y ha logrado que un alto número de acreedores se adhiera a la mayor quita de la historia moderna. “Es un momento histórico. El canje de los bonos ha sido muy exitoso y reducirá la deuda en unos 100 mil millones de euros. Nos permitirá avanzar con mayor confianza para estabilizar la economía y desarrollarla”, afirmó el ministro portavoz del Gobierno, Pantelis Kapsis, en una entrevista al canal Mega tras conocer los resultados.

Según anunció hoy la Autoridad de Gestión de la Deuda Pública (PDMA), los tenedores que representan el 85.8 % de la deuda a reestructurar que está bajo soberanía helena (177 mil millones de euros) aceptaron adherirse de forma voluntaria. De los restantes 29 mil millones de euros en bonos que se encuentran bajo soberanía británica, japonesa, suiza, francesa y estadounidense, los acreedores que poseen 20 mil millones han anunciado que participarán de forma voluntaria, una cifra que podría aumentar ya que estos tenedores tienen hasta el 23 de marzo para sumarse a la oferta.

Tanto en el comunicado matinal como, posteriormente, en una rueda de prensa, el ministro de Finanzas, Evangelos Venizelos, advirtió de que dado que el número de acreedores opuestos a la quita ha sido “minoritario” se activarán las Cláusulas de Acción Colectiva (CAC) a los bonos bajo soberanía helena. Esto permitirá que el total de los 177 mil millones bajo soberanía helena sea reestructurado, lo que sumado a los bonos bajo otras soberanías que se reestructurarán (y a los que Grecia no puede obligar a someterse a través de las CAC) arroja un monto de 197 mil millones o el 95.7 % del total de 206 mil millones que fueron ofertados para la quita.

“Este resultado, que es muy potente y positivo, supone una gran oportunidad para que Grecia ahora se mueva hacia adelante con su programa de reformas, a la vez que refuerza la capacidad de la zona euro para crear un ambiente de estabilidad y crecimiento”, dijo Josef Ackermann, presidente del Instituto Internacional de Finanzas (IIF), la patronal bancaria, y del Deutsche Bank. Esto es algo con lo que coincidió el ministro Venizelos, aunque avisó de que el plan de quita griego “es único y no se repetirá” en otros países europeos con dificultades. Además, añadió que el éxito de la quita permite esperar “mejores resultados de los previstos” en la estabilización de la economía griega si el país aplica “al pie de la letra” el programa de reformas y recortes promovido por la Unión Europea (UE) y el Fondo Monetario Internacional (FMI).

Según confirmó a EFE una fuente del Ministerio de Finanzas, el canje de bonos bajo soberanía griega se realizará el lunes 12 de marzo, una vez activadas las CAC. Así, los bonos actuales serán sustituidos por unos nuevos por el 53.5 % de su valor, aunque garantizados a través de títulos del Fondo Europeo de Estabilidad Financiera (FSFE) y regidos por la ley británica, más favorable a los acreedores en caso de impago griego. El problema de la activación de las CAC es que implica el riesgo de que sea interpretada como un impago efectivo, algo que activaría los seguros CDS que diversos inversores contrataron para proteger sus bonos ante un posible impago griego. En caso de evento crediticio, se activarían los seguros de impago de la deuda (CDS), lo que podría causar una alteración en los mercados. Estos seguros contra impago asociados a la deuda griega ascienden a un importe de tres mil 200 millones de dólares (dos mil 420 millones de euros).

Por otro lado, Venizelos confirmó hoy que los bancos griegos serán recapitalizados y ayudados a cubrir las pérdidas derivadas de la quita a través del nuevo préstamo de la UE y el FMI por valor de 130 mil millones de euros, cuyo desembolso debería aprobarse en los próximos días.

El “evento crediticio” o impago no despierta sorpresas en Grecia

El “evento crediticio”, o impago, declarado por la Asociación Internacional de Permutas y Derivados (ISDA) debido a la aplicación de las llamadas “Cláusulas de Acción Colectiva” (CAC) en la reestructuración de la deuda griega, no ha despertado sorpresas en Grecia, informa hoy la prensa local. “Todo ha ido muy suavemente, como se esperaba, sin sorpresas”, asegura una fuente financiera citada por el portal de noticias In.gr, que destaca las fechas elegidas para decretar este impago.

El Gobierno griego, aunque había avisado de que aplicaría las CAC, no las oficializó hasta última hora de la tarde de ayer y las introdujo en la Gaceta Oficial del país cuando los mercados europeos ya habían cerrado y la ISDA no pudo declarar formalmente el impago hasta que las CAC se hubieron oficializado.

Esta legislación obligará a los tenedores de deuda bajo soberanía griega que se negaron a entrar en la quita a participar en ella contra su voluntad. Se trata de un número bastante reducido, ya que los acreedores del 85,8 % de esta deuda decidieron sumarse a la quita de forma voluntaria.De acuerdo a la declaración de la ISDA, estos tenedores obligados a participar podrán cobrar los seguros de impago crediticio (CDS) con los que protegieron sus inversiones, aunque debido a su reducido número la cantidad no será muy grande. En total, los CDS con que están protegidos los títulos griegos suman unos 3.200 millones de dólares, de los que serán pagados entre un 75 y un 80 % (el equivalente a las pérdidas que sufrirán estos inversores), de acuerdo a los cálculos de la publicación económica griega Capital.

Otro hecho importante que contribuye a la ausencia de sorpresas es que los nuevos bonos depreciados por los que serán sustituidos los actuales títulos griegos serán gobernados por la ley inglesa. “Esto limitará la capacidad de Grecia a proceder a nuevas reestructuraciones de deuda en el futuro”, explicó Konstantinos Mariolis, analista de Capital.

Con la conclusión del proceso de la quita -el canje se producirá el próximo día 12- Atenas cuenta ahora los días para recibir el nuevo préstamo internacional, un tema que será tratado en la reunión del Eurogrupo del lunes y en la del Ecofin del martes. “La próxima fecha clave es el día 14, cuando los ministros de Finanzas (de la UE) firmarán el nuevo acuerdo de crédito (por valor de unos 130.000 millones de euros). Dos o tres días más tarde, se desembolsarán los primeros tramos”, dijo una fuente del Ministerio de Finanzas heleno a Capital.

En un mensaje a la nación anoche, el primer ministro griego Lukás Papadimos, consideró el “éxito” de la quita una “ventana de oportunidades” para el país mediterráneo. “Es una manifestación de confianza hacia las perspectivas del país y nuestro futuro en la eurozona. Crea las condiciones necesarias para el regreso de los depósitos bancarios, para que se creen inversiones, para que vuelva a ponerse en marcha la economía, para que se creen puestos de trabajo para los jóvenes”, afirmó.

Mientras, parte de la prensa griega se mostró hoy cautelosamente optimista sobre el futuro del país tras el cierre de la quita. Algunos diarios progubernamentales como Kathimerini y Imerisia hablan hoy de “esperanza para el país”, mientras que el rotativo To Ethnos dice que Grecia sale “fortalecida” de la quita ya que ha evitado la quiebra incontrolada. Pero otros rotativos, tanto de derechas como de izquierdas, como Eleftheros Typos y Avghi, critican que tras la quita habrá “más recortes” y “más miseria” en Grecia.

Fuente: agencia EFE, El Informador.com.mx, Cotizalia.com

About these ads
Esta entrada fue publicada en Uncategorized y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s